Geometría de la Cúpula del Colegio de Nª Sª de la Antigua.

La forma de la cúpula es semiesférica, la media naranja característica del Renacimiento español. Su luz es de aproximadamente 10 m y la clave de la cúpula de su linterna se eleva algo más de 35 m sobre la cota del pavimento. La superficie interior está ligeramente peraltada. Está reforzada por ocho nervios dobles que sobresalen tanto en el interior como en el exterior. La superficie exterior, también semiesférica, no es concéntrica con la interior, sino que su centro se desplaza hacia abajo. El espesor es, por tanto, variable y disminuye a medida que asciende.

Sobre el óculo se eleva la linterna, con seis ventanas, cubierta por un cupulino semiesférico y peraltado. El cupulino está rodeado de una balaustrada y se completa con un alto pináculo piramidal de base cuadrada rematado con una cruz metálica con veleta.  El tambor que soporta la cúpula es cilíndrico. Su superficie interior es uniforme en toda su altura, pero su trasdós, sin embargo, muestra dos partes bien diferenciadas. En la inferior, desde la cornisa hasta el nivel de los caballetes de la cubierta, el trasdós es octogonal y la estructura robusta, mientras que en la parte superior el muro se adelgaza notablemente y su trasdós, cilíndrico en esta zona, se eleva y alcanza una cota más alta que la de las impostas de la media naranja interior. Cúpula y tambor se asientan sobre una cornisa circular interior, y esta sobre el conjunto de cuatro pechinas y cuatro arcos y pilares torales.
(Tomado de ROSA ANA GUERRA PESTONIT Arquitecta ).